Funcionamiento de los microondas

Seguramente más de una vez te habrás preguntado cómo es el funcionamiento de los microondas.

¿Son peligrosos? Es otra duda que surge al momento de plantearnos la primera pregunta.

Por eso, en esta ocasión te explicaremos de la forma más sencilla posible cómo funcionan estas maravillosas herramientas de cocina y si de verdad representan un peligro para nosotros.

¿Cómo es el funcionamiento de los microondas?

Los hornos microondas, como el que tienes en casa, operan en una frecuencia de 2450 MHz, usando energía que va desde los 500 a los 1100 vatios dependiendo del modelo.

La frecuencia es producida por un tubo electrónico llamado Magnetrón, el cual es el encargado de transformar la energía eléctrica en energía electromagnética, dispersando las microondas en todas direcciones, agitando las moléculas de agua, produciendo así el calor.

Magnetrón

Sabemos que es un poco complicado de entender, pero esta es la forma más sencilla de explicarlo.

Es importante aclarar que las microondas producidas por el magnetrón son absorbidas, reflejadas o transmitidas por los materiales que estén ubicados dentro de su trayectoria.

Por lo que, los metales reflejan totalmente las microondas mientras que materiales como el vidrio y la mayoría de los plásticos son atravesados por ellas.

Así mismo, cualquier material que posea agua en su interior, absorberá las microondas y se producirá calor.

Eso es lo que nos lleva a la siguiente pregunta.

¿El microondas es peligroso?

Dicho lo anterior, la primera respuesta que viene a la mente puede ser afirmativa, pero eso es lo que aclararemos a continuación.

La Organización Mundial de la Salud sostiene que las microondas son inofensivas para el cuerpo humano ya que el campo magnético producido por el Magnetrón no es ionizante.

De forma sencilla, las microondas son absorbidas solo en el alimento y no en los contornos de la cavidad del horno, por lo que no es peligroso para nosotros.

De igual manera, la OMS sugiere leer las instrucciones del horno microondas y cumplir con ellas al pie de la letra para evitar cualquier incidente.

¡Eso es todo por ahora! Ahora sabes cómo es el funcionamiento de los microondas.

¡Son totalmente inofensivos para el cuerpo humano!

Esperamos que lo uses sin temor alguno y calientes tus alimentos con total confianza.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *